domingo, 11 de abril de 2010

Recordatorio resistencia



Para asegurarnos de que estamos trabajando al nivel de intensidad correcto para nuestro cuerpo, debemos controlar el ritmo cardíaco antes, durante y después del ejercicio.

La manera más sencilla de medir el ritmo cardíaco es a través del pulso (EL CURSO PASADO APRENDISTE CÓMO HACERLO). De esta manera podremos conocer datos tan importantes para la actividad física como:

• FCR (Frecuencia cardiaca en reposo).Pulsaciones por minuto inmediatamente después de levantarse de la cama o tras cinco minutos de relajación

• FCE (Frecuencia cardiaca en Esfuerzo). Pulsaciones por minuto obtenidas un minuto después del ejercicio

• FCM (Frecuencia máxima). Es la frecuencia máxima que se puede lograr en una prueba de esfuerzo sin poner en riesgo la salud, siempre que se esté en buena forma.

Se calcula aplicando la siguiente fórmula: FCM=220-edad

Con estos datos podemos saber en todo momento el nivel de intensidad en el que estamos trabajando y controlar que lo hacemos en el adecuado a nuestra condición física, edad y objetivos.





FCM
Zona Objetivo
Recomendada para
Nivel de exigencia
80%/100%
Competición
(alto riesgo)
Deportistas
competitivos
Muy Fuerte
70%/80%
Mejorar
resistencia
Deportistas
comprometidos
Fuerte
60%/70%
Control de
peso
Mantenimiento
físico y salud
Intermedio
50%/60%
Actividad
moderada
Acondicionamiento
básico o rehabilitación cardiaca
Suave

No hay comentarios:

Publicar un comentario